El agua es el elemento más importante para cualquier ser vivo.

Hemos escuchado desde pequeños que el 70% del planeta corresponde a agua, pero ¿sabías que el cuerpo humano también tiene ese porcentaje?

Nuestras células están compuestas por agua.

En el cerebro es de vital importancia para su funcionamiento y está compuesto en un 75% por agua, es importante para la capacidad de concentración y la memoria.

El agua transporta nutrientes y oxígeno hacia las células, favorece el correcto funcionamiento del metabolismo, regula la digestión, los músculos están compuestos en un 70% aproximadamente de agua, los huesos en un 20%, favorece la lubricación y funcionamiento de las articulaciones y músculos además de brindarles protección, regula la temperatura corporal, humedece el oxígeno que respiramos, es importante para el buen funcionamiento del corazón, ayuda a regular la presión arterial y la circulación, mejora el rendimiento de los riñones ayudándolos a eliminar residuos y desechos a través de la orina, evita la retención de líquido.

El agua es importante para todos los procesos metabólicos de nuestro organismo y es el componente esencial de muchos líquidos de nuestro cuerpo como la saliva, la bilis, los jugos gástricos y la sangre.

Mantén tu cuerpo hidratado para su buen funcionamiento.

Para saborizar el agua puedes añadir rodajas de limón o pepino, jengibre y hojas de menta.

Categorías: INFORMACIÓN